Noticias de Chihuahua, Chih., a Miércoles 26 de junio de 2019

Cargando...
Cargando...

Avalan aumento de 7 pesos a cigarros

380

Avalan aumento de 7 pesos a cigarros

Se avaló reformas legales para que a partir del 1 de enero de 2011 el precio de las cajetillas de cigarro aumente

La Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados avaló reformas legales para que a partir del 1 de enero de 2011 el precio de las cajetillas de cigarro aumente 7 pesos.

Luego de una larga discusión entre diputados que se oponían a la medida y aquellos que apoyaron el incremento para fortalecer el presupuesto del Sector Salud y prevenir adicciones entre jóvenes, finalmente se aceptó la reforma a la Ley del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) en el tema de tabaco.

La reforma implica imponer a cada cigarro un incremento de 0.35 centavos, que multiplicado por los 20 que forman una cajetilla suman los 7 pesos del nuevo impuesto.

Los legisladores eliminaron la cuota transitoria que se aplicaría de manera gradual de 2010 al 2013, aprobada el año pasado, y que implicaba 2 pesos por cajetilla.

Por ello, con el nuevo impuesto se aplicarán los 2 pesos por cajetilla considerados con anterioridad y los 5 que acordaron los grupos parlamentarios en las recientes negociaciones para definir la Ley de Ingresos de 2011.

El dictamen aprobado señala que por este impuesto nuevo a los cigarrillos se generarán ingresos por 12 mil 076 millones de pesos durante el ejercicio de 2011.

El diputado del Partido del Trabajo (PT), Mario Di Costanzo, se manifestó en contra del nuevo impuesto, y retomó argumentos de las empresas tabacaleras.

El petista descalificó que el tabaquismo genere gastos millonarios en el Sector Salud, y dijo que mayor impacto generan la diabetes o las enfermedades derivadas de la obesidad.

«Ya había incremento preestablecido y ahora es un sobreprecio, pero en realidad se está legislando a oscuras, sin tener objetividad en los datos, tomando opiniones más de tipo mediático o con la presión de la opinión pública», aseveró.

«Esto tiene un fin recaudatario y hacer la chamba a la Secretaría de Hacienda que no hace con las grandes empresas», expresó.

Di Costanzo planteó que en vez de los 5 pesos de incremento que se pactó entre las bancadas como nueva medida para 2011 sólo se aplicará un impuesto de 2.50 pesos más, y revisar a lo largo del año datos sobre el impacto en la salud.

«Vamos a terminar gravando los nintendos, porque con ellos los niños no hacen ejercicio y engordan», dijo en tono irónico.

La propuesta de Di Costanzo fue desechada y se avaló en sus términos el dictamen propuesto inicialmente.