Noticias de Chihuahua, Chih., a Lunes 16 de octubre de 2017

Cargando...
Cargando...

Caso Cabañas, posible lío de mujeres

614

Caso Cabañas, posible lío de mujeres

Una de las hipótesis de la investigación del caso Salvador Cabañas, es que se trató de una riña por mujeres

Distrito Federal– El procurador general de justicia del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, indicó que una de las hipótesis que se manejan en la investigación del caso de la agresión a Salvador Cabañas es que se trató de una riña por mujeres, además de que dio el nombre de uno de los implicados: José J. Balderas Garza alías el JJ.

En entrevista con Primero Noticias, el procurador indicó que la mujer que aparece con uno de los agresores en el video presentado por la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal rindió su declaración y de ésta se confirmó el nombre de uno de los implicados, así como el posible móvil del intento de homicidio.

«La joven dice ser bailarina, refiere que acude a este lugar con cierta regularidad y que ahí conoció al ‘J.J’», comentó Mancera; «refiere haber sido invitada a pasar a la mesa con este señor y su escolta, haber establecido diálogo con ellos y encontrarse en cercanía con la mesa de Salvador Cabañas. Ella iba con dos amigas suyas, también bailarinas».

Mancera explicó que la joven, de origen cubano, junto con dos amigas, comenzó a amistarse con los agresores y su escolta y que permaneció con ellos en todo momento, por lo que el móvil del crimen pudo haber sido un enojo o molestia suscitada por la cercanía con la mesa de Salvador Cabañas, pues el cuñado pudo haber entablado conversación con ella.

«Pudo haberse suscitado un enojo, molestia o reclamo», contó Mancera, «la persona que limpia los baños no observó el momento de la agresión, pero sí observó el ingreso del hombre corpulento (el J.J.), escuchó el reclamo verbal, no entendió lo que decían, sólo oyó el alzar de las voces, los reclamos y la detonación».

De José J. Balderas Garza, el procurador sólo pudo decir que se ostenta como empresario y que los empleados del bar Bar lo ubican como un cliente que acude una vez por mes desde hace dos años, mientras que su escolta, de quien todavía no tienen nombre pero se le conoce como ‘El Contador’, lo acompaña desde hace un año.

«El J.J tiene acento sinaloense. La información que tenemos es que en algún tiempo pudo haberse dedicado a antros. Hasta el momento 13 personas rindieron declaración, 16 con las tres bailarinas. El que limpia el baño no presenció el momento de la agresión pero sí puede ubicar a los implicados».

El procurador informó que seguirán con las investigaciones para dar con el paradero de los agresores, además de que acotó que la averiguación previa levantada les permite investigar el hecho en sí, la parte de la huída de los agresores, una posible manipulación de evidencia y si alguien dio órdenes para borrar los rastros de sangre.