Noticias de Chihuahua, Chih., a Miércoles 18 de septiembre de 2019

Cargando...
Cargando...

De fiesta sin Fidel

por Luis Rubén Maldonado 231

De fiesta sin Fidel

La Revolución Cubana no es un asunto o causa solo de los viejos, es también la bandera de jóvenes cubanos.

La Habana.- El extenso malecón habanero luce festivo, con mucha más gente reunida de lo que es usual en este punto de reunión de la capital cubana. Atardece y el sol decadente acaricia al estoico el torreón del castillo El Morro, mientras somos miles los que caminamos desde La Rampa con dirección a la Tribuna Anti-imperialista, monumento escultórico con una veintena de banderas cubanas justo afuera de la oficina de intereses de Estados Unidos. Ahí se encuentra una estructura metálica que permite al público alojarse para escuchar discursos o conciertos. En el extremo del templete principal está la legendaria estatua de José Martí apuntando exactamente hacia la famosa tribuna.

Una vez que anochece la serie de conciertos ha comenzado. En el programa se anuncia una gran variedad musical del gusto de los cubanos. Mas gente se puede apreciar a lo largo del malecón y una vez sin sol inician de los festejos con la cuenta regresiva al 26 de julio. Contingentes de jóvenes se hace presentes para refrescar la memoria de todo asistente, nacional e internacional, de que la Revolución Cubana no es un asunto o causa solo de los viejos, es también la bandera de jóvenes cubanos cuyo nacionalismo lo identifican con el afán de distanciarse de los estadounidenses, como prácticamente todos los países de América Latina.

Y la fiesta comenzó. Orquesta tocando música cubana de antaño, tan movida, tan llena ritmo y de alegría con intermitentes discursos de jóvenes artistas, de líderes universitarios que llamaban a defender el proyecto político de la Revolución Cubana, que exclamaban que la soberanía es posible sin estar bajo el yugo del imperialismo yanqui, que festejaban que la Revolución está tan vigente como nunca y que a pesar de las agresiones permanentes de los Estados Unidos contra la isla, sobreviven sin depender de ellos.

La cuenta regresiva llegó a su fin. El 25 de julio había terminado y el 26 comenzaba. La verdadera fiesta comenzaba al ritmo caribeño y con el sabor del ron y tabaco cubano, sin olvidar la tradicional cerveza Bucanero. El 26 de julio es la fiesta nacional de Cuba, donde son tres días de festejo y no es como en México, que añoramos el día de asueto sin saber qué se festeja, aquí desde los niños hasta los ancianos saben la importancia del 26 de julio para Cuba.

El 26 de julio de 1953 es la fecha que marca un parteaguas en la historia de Cuba. Ese día y tras meses de planeación cautelosa, un grupo que superaba el centenar de jóvenes, atacaron el Cuartel Moncada ubicado en Santiago de Cuba en la parte oriente de la isla. La intención era tomar este cuartel de la segunda ciudad más importante de Cuba para comenzar una guerra contra el régimen de Fulgencio Batista. El intento falló en su objetivo pero marcó el inicio del Movimiento 26 de julio cuyo líder fundador y estratega militar era el joven abogado Fidel Castro Ruz.

El movimiento 26 de julio fue la organización mas extensa que participó en la lucha armada de la Revolución Cubana y quienes dominaron la Sierra Maestra y triunfaron el 1 de enero de 1959, auxiliados por otras muchas organizaciones que buscaban el fin de la dictadura de Fulgencio Batista bajo el ideario de José Martí y el liderazgo de Fidel Castro.

Hoy, en el año cincuenta del triunfo de la Revolución Cubana, se celebran 56 años del asalto al Moncada, con una Revolución vigente, que ha dado a Cuba un progreso social importante y, aunque sus detractores lo nieguen, cuenta con un gran apoyo del pueblo cubano quienes festejaron este 26 de julio en una gran fiesta, por tercer año consecutivo sin Fidel en el poder.

ULTIMALETRA

Seguimos esperando a la cobarde de Teresa Ortuño para que se disculpe con todos los chihuahuenses por sus injurias contra nosotros.