Noticias de Chihuahua, Chih., a Viernes 24 de septiembre de 2021

Cargando...
Cargando...

Desaparecen 4 mil 832 personas en Nuevo León y Tamaulipas

162

Desaparecen 4 mil 832 personas en Nuevo León y Tamaulipas

El 80% de los casos ha ocurrido a partir de 2010

Distrito Federal– De 2006 a la fecha, cuatro mil 832 personas han desaparecido en Tamaulipas y Nuevo León; 80% de los casos ha ocurrido desde 2010.

Esto significa que tan sólo esos dos estados concentran una tercera parte del total de denuncias (15 mil 171) que por este delito se han interpuesto en todo el país.

Excélsior reportó ayer que decenas de estos casos ocurren en las carreteras que van de Monterrey a Nuevo Laredo y de Reynosa a Nuevo Laredo, donde las víctimas “se esfuman” después de pasar por falsos retenes. Las propias autoridades han reconocido la peligrosidad de la zona.

De acuerdo con datos de las procuradurías locales reportados al gobierno federal, las casi cinco mil averiguaciones previas que se han abierto en Tamaulipas y Nuevo León investigan denuncias por secuestro, privación ilegal de la libertad, extravío y desaparición.

Tras esas dos entidades del noreste mexicano, los estados con más incidencia son Baja California, Durango, Coahuila, Chihuahua, Guerrero y Michoacán.

Van 15 mil desaparecidos en 5 años

Las carreteras 2 y 85 que van de Monterrey y Sabinas Hidalgo, Nuevo León, a Reynosa y Nuevo Laredo, Tamaulipas, son las más riesgosas del país debido a la disputa en la zona entre el cártel del Golfo y Los Zetas, cuyos integrantes han establecido en ellas falsos retenes para secuestrar y desa-

parecer a una gran cantidad de personas, revelan trabajos de inteligencia de la Secretaría de Marina.

A la fecha, la llamada frontera chica en Tamaulipas, integrada por los municipios de Gustavo Díaz Ordaz, Camargo, Miguel Alemán, Guerrero y Río Bravo, principalmente, constituye una zona de alto riesgo para quienes viajan por carretera en vehículos privados o de servicio público, de acuerdo con esas labores de inteligencia.

Ayer, Excélsior informó del caso de un triángulo de las Bermudas carretero, entre Nuevo León, Tamaulipas y Laredo, Texas, Estados Unidos, donde presuntos sicarios han esfumado a decenas de personas que conducen sobre la autopista Monterrey-Nuevo Laredo o Reynosa-Nuevo Laredo.

Esto pese a que las fuerzas federales han instalado operativos de vigilancia de forma permanente.

En tanto, estadísticas del gobierno federal establecen que entre Nuevo León y Tamaulipas la cifra de personas desaparecidas asciende a cuatro mil 832 de 2006 a la fecha.

Decenas de ellas se han esfumado junto con sus vehículos o pertenencias en esas vías cuando se dirigían hacia Nuevo Laredo, unos kilómetros después de pasar por el municipio de Sabinas Hidalgo, y otros cuando han cruzado por alguno de los cinco municipios que conforman la llamada frontera chica.

En total, la cifra de personas desaparecidas en todo el país por acciones del crimen organizado es de 15 mil 171 en loque va del sexenio, de acuerdo con los reportes que han enviado las Procuradurías de Justicia de los estados a diversas dependencias federales, y que han informado sobre la recepción de denuncias por secuestro, privación ilegal de la libertad, extravío y desaparición.

El gobierno federal comenzó a conocer de la problemática tras la colaboración de la Procuraduría General de la República en la identificación de cadáveres por el hallazgo de fosas clandestinas en San Fernando, Tamaulipas, y en Durango, luego de que cientos de familias llamaran y acudieran a esa dependencia federal para tratar de encontrar a familiares de los que de repente dejaron de recibir noticias.

Con más casos

Aunque las estadísticas al respecto van de 2006 a la fecha, 80 por ciento de las denuncias por desaparición ocurrió de enero de 2010 a la actualidad.

El 90 por ciento de los casos por

desaparición no ha sido resuelto, y en la mayoría de ellos son familiares quienes han logrado establecer la hora aproximada y el lugar en que sus seres queridos fueron privados de la libertad, es decir, lograron fijar información que las autoridades a veces no consiguen.

Entre las entidades con mayor cantidad de desaparecidos están Baja California, Durango, Coahuila, Chihuahua, Guerrero, Morelia, Guanajuato, Estado de México, Oaxaca, Chiapas, Jalisco, Puebla, Tlaxcala, San Luis Potosí y Nayarit, de acuerdo con informes oficiales sobre este sexenio.

A la fecha muchas familias siguen llamando a la PGR para conocer si entre los cuerpos encontrados en las fosas clandestinas de Tamaulipas y Durango está alguno de sus parientes.

Luego de que esa dependencia habilitó un número telefónico para recibir denuncias de personas desaparecidas, han sido hechas decenas de llamadas de familias que desean aportar datos para tratar de verificar si entre los cadáveres hallados en el municipio de San Fernando, Tamaulipas, se encuentra alguno de sus seres queridos.

Reportan afluencia baja, por inseguridad

Las carreteras de Tamaulipas presentan una baja en el tránsito de automovilistas de hasta 20 por ciento, señaló el inspector general de la Policía Federal Preventiva (PFP), Manuel Rojas.

Detalló que el descenso en el movimiento vehicular se da en los caminos que convergen con esta frontera, entre ellas las carreteras Nacional Monterrey-Nuevo Laredo, Ribereña, Anáhuac y Piedras Negras.

Expuso que durante el día el tránsito en la carretera Nacional es considerando como normal, y que es una de las vías con pocos problemas de inseguridad.

Pese a que se le preguntó cuál es el flujo normal en las carreteras, el inspector de la PFP no dio una cifra en específico, sólo se limitó a decir que eran cientos las unidades que transitan a diario.

Afirmó que la carretera Ribereña, que pasa por los municipios de Ciudad Guerrero, Ciudad Mier, Camargo, Reynosa y Matamoros, entre otros, sigue siendo insegura y por ello es poco el tráfico vehicular.

A esto se le agrega que quienes utilizan ese tramo carretero prefieren hacerlo durante el día para evitar riesgos, dijo.

Ni rastro

De camino a Texas, Estados Unidos, varias personas fueron privadas de su libertad sobre los tramos carreteros de Reynosa y Sabinas Hidalgo a Nuevo Laredo y Laredo.

Excélsior recopiló testimonios de familiares de desaparecidos y de personas que han sido víctimas de robo y extorsiones en esa zona.

En algunos de los casos, no hay noticias de las víctimas, ya que ni se ha pedido rescate por ellos ni las autoridades han dado alguna señal de que estén cerca de encontrarlos, o siquiera a sus vehículos.