Noticias de Chihuahua, Chih., a Sábado 11 de julio de 2020

Cargando...
Cargando...

Insuficientes los acuerdos con LyFC

61

La negociación de ninguna manera cumple con las expectativas de modernización y fortalecimiento institucional

Luz y Fuerza del Centro (LyFC) y el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) firmaron un convenio a través del cual se otorgará un incremento salarial a los cerca de 60 mil trabajadores jubilados y en activo de 4.25 % directo al salario, 2% al transporte y 2% al fondo de ahorro, con lo que se conjuró la huelga que estaba programada para el 16 de marzo a las 12:00 horas.

El convenio firmado incluye las siguientes cláusulas:
• Generar un proyecto de impulso a la productividad y modernización de Luz y Fuerza que implicara:

  • Destinar 5 mil 200 millones de pesos para construir tres estaciones generadoras de energía;
  • Otorgar una concesión a esa empresa para una red pública, a fin de dar servicio de voz, datos y videos a costos más bajos al promedio nacional del servicio de Internet.

• 2 mil pesos mensuales a 250 hijos de sindicalizados con alguna discapacidad para equinoterapia y delfinoterapia.

• La Secretaría de Hacienda, absorberá al 100% la deuda que tiene Luz y Fuerza del Centro con el IMSS, lo cual debe ser en un plazo no mayor a 30 días.

• Se estableció ampliar la cobertura de un convenio de colaboración entre en Instituto Politécnico Nacional y Luz y Fuerza del Centro, para una reingeniería de todo el proceso de trabajo en esa empresa.

• En 50 días naturales se deberá instalar una mesa de trabajo con una comisión mixta para realizar acciones pendientes a mejorar la productividad.

Es positivo que el SME haya dejado de lado sus actitudes chantajistas e irresponsables, y en consecuencia, haya prevalecido la cordura al aceptar conjurar la huelga y dar paso al ofrecimiento de las autoridades federales. Estallar la huelga hubiera sido un golpe de altas consecuencias para el propio sindicato, pues los principales afectados hubieran sido los ciudadanos que sufren día a día el pésimo servicio que este otorga.

Sin embargo, Coparmex considera que la negociación alcanzada de ninguna manera cumple con las expectativas de modernización y fortalecimiento institucional que requiere Luz y Fuerza del Centro, toda vez que:

• Se continúa aceptando el dispendio presupuestal de LyFC con respecto a su sindicato, sin que se hayan comprometido medidas reales que permitan la transparencia y la rendición de cuentas. Nuevamente, quedará en la opacidad total el uso y posible abuso del dinero de los ciudadanos.

• El SME continuará con sus prerrogativas y prebendas de las que gozan en este organismo a pesar del pésimo servicio que ofrecen. No cabe duda que con esta resolución, las condiciones laborales que obtuvo el SME, los ponen muy por encima de los derechos laborales y prestaciones que la mayoría de los trabajadores mexicanos obtienen.

• No soluciona la bomba de tiempo que implica el pasivo laboral de las pensiones de esta empresa, al contrario; las peticiones del SME, aceptadas por el Gobierno Federal, coloca en una situación de alta vulnerabilidad las finanzas de LyFC. En concreto, no hubo una definición responsable de las partes en este preocupante tema.

• La negociación alcanzada continúa poniendo en riesgo las finanzas publicas

La promesa de modernización entre la empresa Luz y Fuerza del Centro y el Sindicato Mexicano de Electricistas, debe concretarse a la brevedad y en función de una revisión precisa tanto de las prebendas que tiene el SME y las opciones de transformación y modernización que debe aplicarse en Luz y Fuerza del Centro.

Convocamos a la sociedad en general a mantenerse vigilante de que esta promesa se cumpla en todos sus ámbitos.