Noticias de Chihuahua, Chih., a Lunes 18 de marzo de 2019

Cargando...
Cargando...

Narcos podrían imponer ‘títeres’ en 2012: The Washington Post

358

Narcos podrían imponer ‘títeres’ en 2012: The Washington Post

El diario estadounidense hace eco de las preocupaciones de funcionarios del gobierno mexicano sobre la posibilidad de que la ‘mano negra’ del crimen organizado influya o manipule el proceso electoral

Washington— Con un proceso electoral a la vuelta de la esquina en México, el diario The Washington Post se hizo hoy eco de las preocupaciones de funcionarios del gobierno mexicano sobre la posibilidad de que la «mano negra» del crimen organizado influya o manipule el proceso o impongan a candidatos títeres y contaminen las elecciones presidenciales de julio próximo.

Según la versión difundida en su edición de este lunes, esta amenaza llega en un momento crucial para la democracia mexicana, «cuando el país lucha por escapar de la sombra de décadas de corrupción y de un gobierno de partido único» y mientras otras «fuerzas oscuras andan a la caza del poder».

A partir de las entrevistas realizadas a funcionarios del aparato de justicia y a un variopinto grupo de analistas, The Washington Post señala que «a pesar de las preocupaciones de que los cárteles de la droga financien a algunos de los candidatos, mientras intimidan o asesinan a otros, un paquete de iniciativas de ley que sancionan delitos relacionados con las elecciones permanece entrampado en el Congreso desde abril del 2011».

«Esto deja escaso tiempo para salvaguardar el próximo proceso electoral», aseguró a The Washington Post, José Luis Vargas, titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade).

«El apetito de estos grupos criminales es infinito», añadió Vargas al explicar que los cárteles operan bajo una «lógica económica, no muy distinto de cualquier interés empresarial tratando de ganar influencia.»Ellos quieren ciertas garantías de las autoridades: que sus monopolios serán protegidos y que sus competidores no podrán operar en un determinado territorio", aseguró.

En sus declaraciones al diario estadounidense, Vargas consideró que el proceso electoral del 2012 estará aún más en riesgo que las elecciones del 2006, dado que «las mafias del país han perfeccionado sus métodos de corrupción optando por financiar campañas en lugar de comprar a los funcionarios una vez que están en el poder».

Según el diario estadounidense, las elecciones realizadas el pasado 13 de noviembre en el atribulado estado de Michoacán, donde fue derrotada la candidata a gobernadora y hermana del presidente Felipe Calderón, Luisa María Calderón, «son vistas como un ominoso signo de lo que podría pasar en las elecciones del próximo verano».

«Las encuestas mostraban a la hermana del presidente con una sólida ventaja, pero terminó perdiendo ante el candidato del PRI, Fausto Vallejo Figueroa, en medio de múltiples denuncias de intimidación a los votantes por parte del narco», aseguró The Washington Post.

La historia publicada hoy por The Washington Post fue valorada por analistas como George Grayson, profesor del College of William and Mary y autor del libro «¿Mexico: Narco-Violence and a Failed State?».

«Creo que es prematuro hablar de una amenaza a todo el proceso electoral en México», consideró Grayson al asegurar que, si bien, los cárteles están interesados en el control de ciertos estados, municipios o rutas, difícilmente serían capaces de buscar y conseguir el control del Congreso o de decidir la elección presidencial.

«Creo que el artículo de The Washington Post ha sido un poco prematuro. Los cárteles quieren desde siempre controlar rutas, pero no manipular unas elecciones presidenciales», consideró Grayson.

Apenas el pasado 13 de diciembre, el titular de la FEPADE aseguró durante un foro organizado por el Consejo de las Américas que las elecciones de 2012 en México enfrentan la amenaza de una «captura del Estado» por el crimen organizado y se requiere un pacto político nacional para prevenirlo.

«Lo que está en juego y lo que nos corresponde como autoridades del Estado mexicano, es evitar esa captura», enfatizó en ese acto el funcionario mexicano.

«Digo la captura, porque en el momento que hay una infiltración de estas bandas criminales a las estructuras del poder, desde el punto de vista de la Fiscalía, se trastoca la esencia misma de la democracia», remató.

Las elecciones de julio de 2012 pondrán en juego la Presidencia de la República, así como la renovación de más de 2 mil cargos de elección popular, 15 gubernaturas y órganos legislativos.