Noticias de Chihuahua, Chih., a Miércoles 18 de septiembre de 2019

Cargando...
Cargando...

No nos ofendan o nos vamos: Calderón

489

No nos ofendan o nos vamos: Calderón

Cuando el presidente llegó a Yucatán la gobernadora no estaba

Mérida.— El TP-01 Presidente Juárez aterrizó en el aeropuerto a las 10:25 horas, y cuando descendió del aparato, el presidente Felipe Calderón se percató de que no estaba la gobernadora de Yucatán, Ivonne Ortega. Llegaba retrasada.

De origen, la visita de Calderón a Yucatán tenía problemas. La mandataria estatal ya había reclamado un día antes al secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, que no le hubieran corrido la cortesía de avisarle que el presidente estaría en la Península para encabezar un acto en el que anunciaría la ampliación de cobertura del Programa Oportunidades.

La acción y el ambiente preelectoral que ya se vive en la entidad, afectó, en ese momento, la relación entre la gobernadora de Yucatán, Ivonne Ortega, y el presidente Felipe Calderón.

Con el rostro serio, Ortega llegó al gimnasio municipal polifuncional San José Tecoh, junto a Calderón. Llegaban retrasados pues tuvieron una reunión de 40 minutos para resolver las diferencias.

En ese encuentro, Ortega le explicó de la situación volátil que prevalecía en el lugar donde se haría el anuncio sobre Oportunidades, debido a que elementos del Estado Mayor Presidencial ‘relató’ prohibieron el ingreso de funcionarios del estado y de legisladores locales.

Sabía, y se lo explicó al presidente ‘según la versión de la propia gobernadora’, que podría haber abucheos o muestras de rechazo con ella.

A su llegada al lugar del evento, Calderón, fuera del protocolo y antes que nada, tomó el micrófono para pedir que ‘no se ofendiera a nadie o nos vamos”.

Todo surgió, aparentemente porque Ortega reclamó el miércoles en una carta a Gómez Mont, la descortesía de no avisarle de la gira presidencial, y que se enteró por una invitación del alcalde meridano, el panista César José Bojórquez.

Gómez Mont le telefoneó esa misma tarde para ofrecerle una disculpa.

También lo hizo Luis Felipe Bravo Mena, secretario particular del presidente. Ya con el diferendo zanjado, en apariencia, la gobernadora apareció en la lista de oradores de los actos públicos de Calderón.

Por protocolo, cuando llega el presidente a alguna entidad, es recibido por el gobernador, funcionarios estatales y por jefes de la región militar o naval local.

Luego de la ceremonia de Oportunidades en la que se anunció una cobertura a 6 millones de familias, la gobernadora Ivonne Ortega explicó en una entrevista radiofónica que no llegó a tiempo al aeropuerto porque se enteró que elementos del EMP no permitían el acceso a funcionarios de su gobierno y habría que resolver el diferendo.

“El presidente —relató— se indigna y pidió saber quiénes eran los culpables y me garantiza que si lo acompaño no pasa nada. Lo más que puedo hacer es aguantarme un chiflido o una grosería, pero no quiero que su evento se eche a perder”.

Ya en la ceremonia el ánimo de la gente era casi de fiesta. “Felipe, Felipe, Felipe”, gritaban los asistentes.

Funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Social se acercaron a los beneficiarios del programa para pedir que no lanzaran chiflidos a la gobernadora.

En ese ambiente, Calderón dijo: quiero que me ayuden a sentirme como siempre me he sentido en Mérida, que es una tierra de gente buena, de gente limpia. Así que les voy a pedir, les pido, porque quiero sentirme como siempre me he sentido aquí, que todos seamos respetuosos, que todos estemos contentos, que no ofendamos a nadie aquí... si no es así me dicen y nos vamos. Gracias.

Antes, Ivonne Ortega relató que había sido advertida por panistas de que le abuchearían en actos públicos.

“El presidente no tiene la culpa —comentó—, sino los que coordinan sus giras”.

El 16 de mayo se elegirán 25 diputados al Congreso local y 106 ayuntamientos yucatecos. Al respecto, la gobernadora comentó que hay guerra sucia por el ambiente preelectoral, pero con ello no gana nadie.

En enero pasado, el gobernador de Michoacán, Leonel Godoy, reclamó que los secretarios de Estado realizaran visitas de trabajo a la entidad sin avisarle.