Noticias de Chihuahua, Chih., a Jueves 13 de agosto de 2020

Cargando...
Cargando...

Poder Judicial olvida austeridad

131

Poder Judicial olvida austeridad

Planea invertir más de cuatro mil millones en obras, internet, telefonía, muebles y remodelaciones

Para 2010, el Poder Judicial de la Federación (PJF) pidió más presupuesto para infraestructura que la Secretaría de Salud (Ssa).

Con lo que el próximo año, el país podría tener más edificios judiciales que hospitales, a pesar de que el titular de la Ssa, José Ángel Córdova Villalobos, anunció la semana pasada el tercer rebrote de influenza.

Según la iniciativa de Presupuesto de Egresos para el ejercicio fiscal de 2010, el Poder Judicial gozará de un presupuesto de cuatro mil 209 millones de pesos. Ese monto considera, además de obras, gastos de internet, telefonía, muebles, remodelación de edificios, entre otros, rubro conocido como “gasto capital”.

El gasto del Poder Judicial de la Federación superaría los cuatro mil 77 millones de pesos que tiene para sus bienes la Secretaría de Salud.

Otros sectores cederán sus privilegios a los jueces y magistrados. Las secretarías de Gobernación, Hacienda y Crédito Público, Relaciones Exteriores, el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) tienen menos presupuesto para sus bienes y servicios que el Poder Judicial.

José Luis de la Cruz, analista del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores Monterrey, consideró que, pese a la propuesta de austeridad del gobierno federal, órganos como el Poder Judicial aumentaron sus gastos y los servicios personales; es decir, salarios.

“Los incrementos en el presupuesto se encuentran asociados a ramas autónomas y administrativas”, dijo a Excélsior de la Cruz, quien trabajó para la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

El Poder Judicial prevé cuadruplicar su gasto capital en relación con el año pasado. En 2009, empleó 894 millones de pesos para adquirir bienes, ahora prevé erogar más de cuatro mil millones.

El incremento pone al órgano de justicia sólo por debajo de Petróleos Mexicanos (Pemex), que para el mismo rubro desembolsará 36 mil millones de pesos.

La paraestatal justificó este monto con la construcción de la nueva refinería que construirán en Hidalgo y los procesos de extracción de crudo.

Los diputados y senadores también prevén gozar de más bienes y mejor infraestructura, pues el Poder Legislativo propuso un aumento de 524 millones de pesos respecto a 2009.

Del gabinete, solicitaron más recursos las secretarías del Trabajo y Previsión Social (STPS) y la de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa).

De la misma forma el Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa (TFJFA), que depende del Ejecutivo, puede incrementar 138 millones de pesos en relación con 2009.

Las dependencias y órganos autónomos solicitaron esos aumentos, a pesar de que 6.2 por ciento de los mexicanos no tienen trabajo, según los últimos datos disponibles del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Además, en los últimos tres años más de seis millones de mexicanos se sumaron a las filas de la pobreza extrema.

José Luis de la Cruz, del Tec de Monterrey, lamentó que en este escenario el gobierno federal busque un impuesto de dos por ciento al consumo.

“Con esto se puede afirmar que el presupuesto de gasto no se corresponde con el sacrificio que se le impondrá a la sociedad de un mayor pago de impuestos y elevación de los precios de bienes y servicios, porque dicho dinero se destinará a pagar a la burocracia y a otro tipo de gasto”, subrayó.