Noticias de Chihuahua, Chih., a Lunes 23 de octubre de 2017

Cargando...
Cargando...

Reclama la frontera atención a Federación

127

Reclama la frontera atención a Federación

Los alcaldes de la región en el arranque de los trabajos de la Cuarta Sesión Plenaria de Ciudades Fronterizas

Tijuana— Pese a que en los últimos meses los municipios fronterizos del norte del país han tenido que enfrentar “una tormenta” generada por las crisis de inseguridad, economía-desempleo e influenza, la región sigue siendo incomprendida por las autoridades federales, quienes hasta ahora sólo han lanzado apoyo en materia de seguridad con los operativos conjuntos, reclamaron los alcaldes de la región en el arranque de los trabajos de la Cuarta Sesión Plenaria de Ciudades Fronterizas.

“La crisis económica, la recesión del vecino del norte (EU), el desempleo, la inseguridad y hasta el problema de la influenza generaron la tormenta perfecta que dejó sentir sus efectos en los municipios fronterizos y en particular en Ciudad Juárez”, destacó el edil José Reyes Ferriz, presidente de la conferencia de alcaldes fronterizos.

En el 2008 “vivimos el problema de la inseguridad a nivel de pesadilla y hoy hemos perdido más de 100 mil empleos en la industria que se localiza en nuestra ciudad, un problema profundo del que no hemos salido”, dijo en el marco de la cumbre de autoridades fronterizas que comenzó ayer aquí con la asistencia de 15 alcaldes de los 38 de la franja norte.

A su vez, el presidente municipal anfitrión, el panista Jorge Ramos Hernández, afirmó que las ciudades del norte han tenido que enfrentar “infinidad de retos que la vida, el destino y nuestra ubicación nos han impuesto”.

El alcalde de esta frontera, una ciudad con un millón 490 mil habitantes que enfrenta problemas de inseguridad similares a los de Ciudad Juárez, indicó que con el apoyo de las fuerzas federales, en la última evaluación de este mes del Operativo Tijuana se registró una disminución del 19 por ciento en la incidencia delictiva de alto impacto, como las ejecuciones y decapitaciones.

Sin embargo, asentó que en cuestión de economía, Tijuana, como el resto de las fronteras necesitan un tratamiento diferente para poder competir contra ciudades estadounidenses, por ello aseguró que propondrán a la Federación un régimen especial.

En la apertura de los trabajos se destacó la importancia de seguir trabajando juntos para que esta frontera deje de ser el puente del sueño americano y se convierta en el principal motor del desarrollo económico del país.

“A diferencia de otros municipios y estados del país, nosotros competimos contra Estados Unidos en servicios, en comercio y deben darnos algunas consideraciones fiscales, algunas preferencias fiscales, por nuestra condición de frontera”, expuso el mandatario tijuanense.

Indicó que por ello, plantearán a las autoridades federales un esquema especial para la importación de autos y la disminución de algunos aranceles de artículos europeos.

En tanto, el alcalde de Nuevo Laredo, Ramón Garza Barrios, dijo que aunque en su ciudad los índices delictivos bajaron hasta 85 por ciento en los últimos dos años, los municipios fronterizos necesitan más apoyo de las autoridades centrales.

“Necesitamos mucho más apoyo, todos los municipios fronterizos necesitamos que la Federación no solamente nos tenga en el discurso, sino que nos tengan más en los presupuestos porque somos comunidades que recibimos los embates dobles de la migración”, asentó.

Indicó que las ciudades del norte registran el doble de crecimiento poblacional que el resto de los municipios del país, por ello “debemos tener también mucho más apoyo dentro de los presupuestos”.

El nuevo esquema de importación de autos que entró en vigor a partir del 2009, es otro de los temas de preocupación de los alcaldes fronterizos, y en ese sentido buscan revertirlo para disminuir costos de la regularización.

Sobre esto, el presidente municipal de Mexicali, Rodolfo Valdés Gutiérrez, dijo que el decreto tiene claras intenciones de disminuir las importaciones, pero asesta un duro golpe a la economía de la región.

“De la importación de vehículos dependen muchas actividades económicas, no nada más los loteros, sino los carroceros, los que venden partes, los talleres, es un sinnúmero de establecimientos los que son afectados”, aseguró.

“Entiendo, comprendo por qué la Federación emite ese tipo de disposiciones, pero no las apruebo”, dijo.

Ante estas problemáticas, el alcalde de Ciudad Juárez y presidente de la coordinación de alcaldes de la región, José Reyes Ferriz, expuso que ha habido avances en el trato de la Federación con las ciudades del norte, pero todavía hay otros temas en los que falta comprensión de la frontera.

“En lo que tiene que ver con los vehículos, lo que tiene que ver con la promoción de la frontera, los costos de los combustibles, los cruces fronterizos; todos esos temas siempre generan problema y requieren de una atención especial y propuestas especiales para la frontera”, subrayó.

Reiteró que en todos estos temas se requiere entendimiento de la Federación a la frontera.

“Afecta mucho cuando no se entiende la problemática, los resultados son muy fuertes, hoy en muchos de los municipios el tema es el cruce de Estados Unidos a México por el sistema de revisión que se está aplicando, en Juárez todavía no hemos visto los resultados completos”, señaló.
Por todo esto, resaltó que se realizan las reuniones de los alcaldes fronterizos.

“Porque necesitamos tener esa posibilidad de tomar acuerdos que nos lleven a impulsar situaciones diferentes del gobierno ante la Federación”, declaró el alcalde juarense.

CONCLUSIONES

Los alcaldes fronterizos formalizaron ayer los trabajos de la agrupación con la integración de una asociación civil que tiene como objetivo que este frente permanezca y evitar que se desintegre con la salida de los ediles que actualmente la conforman.

La firma del acta constitutiva de la Asociación de Alcaldes Fronterizos del Norte de México se realizó ayer al término de los trabajos de las ocho mesas de trabajo de la Cuarta Sesión Plenaria de Ciudades Fronterizas.

“El nacimiento de esta asociación de municipios fronterizos del norte de la República representa los anhelos de nuestras comunidades con toda su dinámica y compromiso con nuestra patria”, expuso el edil de Nuevo Laredo, Ramón García Barrios.

En las conclusiones de las labores del día de ayer que hoy cierran con la reunión de seguimiento y evaluación, destacan los acuerdos que se tomaron en la mesa de seguridad pública, entre los que se encuentran solicitar recursos del Programa Mérida, en el que el gobierno estadounidense invertirá 400 millones de dólares.

Además se pedirá incremento en la inversión en materia de prevención de delito, a fin de equilibrar las estrategias que se realizan para atender el problema, igualmente demandarán que se mantengan los operativos de las fuerzas federales en las fronteras.

Los alcaldes acordaron asumir una tarea de concientización y de reformas para combatir la narcocultura en las ciudades fronterizas, ya que hay actividades que permiten la práctica de los grupos delictivos, un ejemplo es la renta de viviendas o propiedades en las que realizan movimientos ilícitos.

Una de las conclusiones de la mesa de Desarrollo Económico y Competitividad, presidida por el alcalde de Ciudad Juárez, Reyes Ferriz, es afianzar un programa mediante el cual se promueva la capacidad ociosa de las ciudades fronterizas y la atracción de empresas extranjeras, para lo cual ya se tiene disponibilidad de la Secretaría de Economía con la aportación de 30 millones de pesos, a lo cual se sumarán 15 millones de los municipios y otros 15 de los estados.

Además se acordó impulsar firmemente el turismo médico mediante un programa que tenga el objetivo de atraer a los interesados en los servicios de la medicina que se ejerce en la frontera norte de México.

Se contempló insistir con fuerza ante la Federación en la creación de una zona franca a lo largo de la frontera, con la finalidad de que las empresas y comerciantes sean competitivos con sus similares de Estados Unidos y así tomar parte de un mercado que aplica una derrama considerada en más de 14 mil millones de dólares anuales.

Otro punto es acordar con la Federación que las reglas para la importación de vehículos extranjeros sean similares a las del 2007.

En lo que respecta a la mesa de Asuntos Internacionales que fue presidida por el alcalde de Nuevo Laredo, Ramón Garza Barrios, se determinó insistir en la creación de una comisión intersecretarial para motivar el desarrollo de la frontera y para lo cual se envió una carta al secretario de Gobernación federal, Fernando Gómez Mont.

Asimismo se consideró gestionar la suspensión del nuevo programa de inspección de vehículos en la frontera con Estados Unidos, hasta en tanto no se tengan las condiciones apropiadas y que no tengan afectaciones al comercio.

Otro punto tratado fue el solicitar devolución a los municipios fronterizos de un 50 por ciento de los recursos captados en los puentes internacionales, a fin de destinarlos a obras y apoyo a los migrantes repatriados.