Noticias de Chihuahua, Chih., a Viernes 22 de septiembre de 2017

Cargando...
Cargando...

Recurren a siembra ilícita para sobrevivir

317

Recurren a siembra ilícita para sobrevivir

Para los campesinos es mas rentable la siembra amapola y marihuana

Más de tres millones de campesinos en México abandonaron los cultivos de productos básicos en sus tierras y han recurrido a la siembra de amapola y marihuana, debido a las dificultades que enfrentan para sobrevivir.

Simón David Avila Pacheco, investigador de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Aragón de la UNAM, expuso que según cifras oficiales este año se cultivaron entre siete y ocho mil hectáreas de esos enervantes, aunque según otras estimaciones la cifra podría ascender a 30 mil.

El académico sostuvo que esa actividad se ha convertido en una estrategia de supervivencia, pues descartó que la participación de los trabajadores rurales en el cultivo de plantas ilícitas sea una forma de acumular riqueza.

Con 30 años de laborar en el sector agropecuario Avila Pacheco explicó que se ha demostrado que por sí solos los campesinos no serían capaces de irrumpir en esos escenarios, pues carecen del financiamiento y los contactos requeridos.

Si bien para los grupos de combate al narcotráfico es difícil acabar con este tipo de superficies, resolver esta situación implica una cuestión de fondo, que abarca a los tres millones de campesinos de “infrasubsistencia”, estableció.

Abundó que la solución precisa llevar a cabo inversiones en el sector y acciones alternativas de desarrollo. Asentó que existen posibilidades alternas si se recurre a otras opciones, como el impulso de métodos hidropónicos y exóticos, la creación de invernaderos o la implementación de productos orgánicos.

Esto, para estar en condiciones de irrumpir en el mercado de Estados Unidos y mundial con artículos tradicionales típicos que consumen los mexicanos en aquella nación.

El especialista precisó que Sinaloa, Chihuahua, Sonora, Durango, Michoacán, Guerrero y Oaxaca son las principales entidades productoras de amapola y marihuana.

Por lo general son áreas boscosas, territorios no comunicados, que no tienen condiciones adecuadas para vivir, no son planicies o regiones de caña, tabaco, café, sino zonas deterioradas que presentan altos niveles de expulsión de fuerza de trabajo.

Por ello los enervantes son la única alternativa para subsistir. Indicó que los ingresos percibidos por quienes se dedican a la siembra ilegal son mayores; por ejemplo un jornalero dedicado al corte de caña de azúcar no gana más de dos salarios mínimos al día y requiere un grado de especialización y riesgo; en cambio en los otros cultivos obtienen entre 150 y 300 pesos.