15.57°C

Cielo Claro

Chihuahua, Chihuahua



Domingo 17 de agosto de 2008

Región Noroeste tiene 2 meses sin ministeriales

La Procuraduría replegó a sus elementos de aquella zona ante la violencia presentada y las amenazas


La Procuraduría replegó a sus elementos de aquella zona ante la violencia presentada y las amenazas

Nuevo Casas Grandes.- A dos meses de que la Procuraduría General de Justicia cediera los municipios ante la ola violenta y las amenazas de muerte a sus agentes, para replegar a todos sus elementos en Nuevo Casas Grandes, la región sigue desprotegida y no hay indicios de que la operatividad vuelva a la normalidad.

La propia Procuradora, Patricia González, argumentó a una semana de que la Agencia Estatal de Investigaciones saliera huyendo de todas sus comandancias en Puerto Palomas, Ascensión, Janos, Buenaventura, Ricardo Flores Magón e Ignacio Zaragoza, que “los agentes recibirían cursos sobre las nuevas reformas, por eso fueron concentrados en Nuevo Casas Grandes”.

Sin embargo, esos cursos terminaron hace más de un mes y las diferentes comandancias en la región siguen abandonadas, algunas de las cuales tenían además de su mobiliario, vehículos en custodia que ya fueron saqueados o robados.

En tanto, los célebres cursos de adiestramiento a pesar del énfasis que se les imprimió en su tiempo, no han evitado los desatinos en los que se han visto envueltos tanto agentes del Ministerio Público y de la Agencia Estatal de Investigaciones, como de las corporaciones municipales, lo que ha derivado en que la mayoría de las consignaciones a los nuevos tribunales, los detenidos obtengan su libertad.

Y a pesar de que recientemente la Procuradura General de Justicia haya tratado de minimizar las graves carencias que enfrenta esta dependencia, mayormente en el Noroeste, los resultados evidencian que falta orden y recursos para que tanto el Ministerio Público como la policía investigadora funcionen como tales.

Más aún, además de la falta de equipo adecuado para realizar su trabajo, el Departamento de Servicios Periciales es el que arrastra mayores rezagos, lo que se ve reflejado en situaciones extremas en donde muchos casos tienen que ser enviados a Ciudad Juárez para su mejor análisis, en tanto en la región hay una carencia notable de médicos legistas por lo que, constantemente, las familias se quejan por la tardanza con que a veces le son entregados los cuerpos de sus parientes.

Así, a más de dos meses de que la Procuradora Patricia González aseguró que “no fue un repliegue donde se le haya cedido la región al crimen” sino una estrategia para darle a todos sus agentes un curso de capacitación, el Noroeste aún sigue desprotegido pues la orden es “no salir a situaciones de riesgo y en los operativos, salir todos juntos y regresarse de inmediato a la base”.