Noticias de Chihuahua, Chih., a Miércoles 23 de agosto de 2017

Cargando...
Cargando...

Rey de Reyes

por José Cruz Pérez Rucobo 7883

Rey de Reyes

Deseo recalcar y dejar muy claro, que el viernes santo, no se celebra, se conmemora, es un aniversario luctuoso.

La fecha se impone (viernes santo), Hoy voy a hablar del más grande (origen divino o no), Jesús de Nazareth.

El escritor, (el primero que se describió como monero), Eduardo del Río (Rius), hizo una buena radiografía de Jesús el hombre, en el memorable libro «Cristo de Carne y Hueso».

También deseo recalcar y dejar muy claro, que el viernes santo, no se celebra, se conmemora, es un aniversario luctuoso, lo mencionó el añorado Carlos Monsivais en el libro «Días de Guardar», no comprendo el espíritu festivo de mucha gente en esta fecha en particular; los centros vacacionales repletos, la música a todo lo que da (no pueden faltar los punchis punchis, instrumentos de tortura con su naquísimo bajeo) y el consumo de alcohol desatado.

¿El calvario y muerte de Jesús es el motivo de su júbilo? No lo creo, es supongo, ignorancia e insensatez supina. Regularmente evito hablar de religión, ya que no deseo herir fibras muy sensibles de buena parte del pueblo, con ello conjuro la posibilidad de una confrontación estéril.

Sin embargo podemos hablar con respeto de Cristo sin hablar de religión, si lo analizan detenidamente no es lo mismo, Jesús no habló de edificar iglesia alguna, su mensaje fue de amor al prójimo, de caridad con el desvalido, de paz, de fraternidad. Su reino, lo dijo muy claro «No es de este mundo».

La actividad musical menciona recurrentemente el tema, el tono magistral lo encuentro en la canción nicaraguense «Credo» http://www.youtube.com/watch?v=AH6YZEytIXc
también en «desiderata» http://www.youtube.com/watch?v=FtBceWvGowc
y la genial de Arjona «Jesús Verbo no sustantivo»
http://www.youtube.com/watch?v=DwyuhcZtrvM

En mis clases de preparatoria como maestro, y en materias que lo permitían tales como Filosofía y Sociología (hoy minimizadas por los nuevos planes de educación), una de las preguntas principales en el examen final era; ¿cree usted en Dios? Si su respuesta es sí, justifíquela ampliamente. Si su respuesta es no, también justifíquela tan ampliamente como pueda.

Cabe destacar que no había una respuesta correcta, tanto un SI, como un NO eran correctas, siempre y cuando lo razonaran, un si porque si, o un no porque no, estaban descartadas, de ser así todo el semestre no hubiera servido de nada. Las creencias no deben ser regidas por la costumbre o la tradición, sino por un análisis personal y un convencimiento de ello derivado.

En lo personal sin profesar religión alguna, me apego indudablemente con doctrinas orientadas hacia; lo positivo, a lo bueno, a la luz, al bien, a la justicia y al amor. por consiguiente evado las que representan a la antítesis de lo anteriormente mencionado, las que promueven; lo negativo, lo malo, las tinieblas, el mal, la injusticia y el odio.

Me entusiasman las religiones que promueven el estudio y el progreso económico. Desconfío de las que predican o ensalzan la pobreza material, con la promesa que en la hipotética «otra vida» serán recompensados, y los villanos también allá serán castigados.

¿Se pueden seguir las enseñanzas de Jesús sin profesar ninguna religión? Si se puede, además de esa manera la relación con el Gran Maestro es más directa, más valedera, más auténtica. Y nos alejamos de; dogmas, misterios, ritos, prejuicios y demás parafernalia.

Volviendo a lo significativo del día de hoy, y si nos atenemos a la inexacta historia, hace 1980 años murió en la cruz (infamante manera de ajusticiar a las condenados debido a que implicaba humillación y larga agonía) el hombre (para muchos el hijo de Dios) más grande de la historia.

Aquel que con su doctrina de amor logró disolver los cimientos del poderoso imperio romano, aquel hijo de un modesto carpintero (José) y su joven esposa (María) de origen muy humilde, aquel que tuvo la grandeza de dividir la historia en a.C y d.C, aquel excelso maestro que tenía la verdad en su palabra, aquel que predicaba con sabiduría y era seguido por las multitudes, aquel que vino a redimir al mundo y aceptó de buen grado soportar la crucifixión con sufrimientos indecibles por la expiación de nuestras culpas., es nada más y nada menos que Jesucristo «EL REY DE REYES». Para finalizar, la última de las siete frases pronunciadas en el monte calvario fue: «Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu».

«Dios no manda cosas imposibles, sino que, al mandar lo que manda, te invita a hacer lo que puedas y pedir lo que no puedas y te ayuda para que puedas»
San Agustín

«El azar no existe, Dios no juega a los dados»
Albert Einstein

«Cuando todos te abandonan, Dios se queda contigo»
Mahatma Gandhi

Twitter @JoseCruz777

Mensajes

  1. Eddu.

    Don José.

    Es lo mejor que he leido en mucho tiempo, coincido y estou completamente de acuerdo con usted.

    Y no es sorna, estoy siendo muy honesto.

    Saludos.

    Eduardo.

    1. José Cruz

      Eddu, celebro que le haya gustado.

    2. Joel

      Josè,muy bonito tu escrito.Buena reflexiòn nos dejas.Y si,tienes razòn;no se necesita de grandes construcciones para amar a Dios y al pròjimo còmo a uno mismo.Excelente touch al corazòn.Un abrazo fraterno.

    3. José Cruz

      Joel, te gusto debido a la gran dosis de espiritualidad que tienes y porque sigues las enseñanzas del Maestro en un mundo cada vez más convulso y deshumanizado. Un abrazo y mis deseos de lo mejor para ti y tu familia.

  2. Jaema

    José,
    Estoy 100% de acuerdo contigo. Jesús no tiene nada que ver con religión, las religiones son tradición y fue la tradición la que precisamente crucificó al Rey de Reyes y Señor de Señores: «Vino a los suyos y los suyos no le recibieron».

    Gracias por compartir.

    Saludos,

    1. José Cruz

      Jaema, me congratula coincidir con personas de su categoría y conocimientos, en dos o tres párrafos se aprecia su nivel de opinión. Le envío un cordial saludo.

  3. Cristina Rincón S

    Mientras la iglesia no cese en su ambición por conseguir un rango de élite supremo, profanando así, sus propios sacramentos. Continuará la crisis de valores, induciendo a una arraigada doble moral, mas por conveniencia que por convicción.
    Y mientras mas nos alejemos de una de tantas empresas sacrílegas, a nivel mundial, que lucran con la buena fe del fiel creyente, mas cerca estaremos de la palabra y obra del Dios Verdadero.

    Como siempre es un placer leer tus artículos, aunque a veces no pueda darme el tiempo de opinar.

    Aprovecho para felicitarte y enviarte un cordial saludo.

    1. José Cruz

      Cristina, al fin te diste tiempo de comentar en mi columna, es un placer leer tus atinadas opiniones, mismas que junto con la de grandes foristas hacen que me esmere en ofrecer lo mejor de mi. corroboras lo por mi expresado en el sentido que Cristo está cada vez más alejado de instituciones o viceversa (las instituciones eclesiásticas se alejan de Él). Te saludo con afecto..

José Cruz Pérez Rucobo

Originario de Cd. Juárez, cursé la carrera de Economía en la UACJ, me dedico al comercio como medio de subsistencia y al Periodismo como pasión.