Noticias de Chihuahua, Chih., a Domingo 22 de julio de 2018

Cargando...
Cargando...

Se instalan sistemas recolectores de agua en comunidades de la Sierra Tarahumara

por El Ágora 119

Se instalan sistemas recolectores de agua en comunidades de la Sierra Tarahumara

Mediante el esfuerzo coordinado de la Junta Central de Agua y Saneamiento con organizaciones sociales, buscan instalar 1,341 sistemas para atender la demanda de agua potable en comunidades indígenas.

Mediante la cosecha de agua de lluvia se garantiza en comunidades de la Sierra Tarahumara, que los habitantes cuenten con agua potable en sus hogares.

A la fecha se han instalado 431 sistemas de cosecha y se pretende para finales del presente año, llegar a mil 341.

Se trata de un esfuerzo coordinado del Gobierno del Estado, a través de la Junta Central de Agua y Saneamiento (JCAS) y organizaciones sociales como el Centro de Acopio para la Tarahumara (CAPTAR), el Centro de Desarrollo Alternativo Indígena (CEDAIN) y Ecología y Comunidad Sustentable (ECOS).

Estos últimos proveen de materiales y capacitación para que las familias tarahumaras puedan obtener agua potable a partir de la lluvia.

En las zonas serranas, la obtención de agua para consumo diario representa una caminata de más de dos horas hasta la fuente más cercana, por ello nació la iniciativa de realizar este programa.

La cosecha de agua es un sistema mediante el cual, los habitantes de las comunidades beneficiadas obtienen el vital líquido por el escurrimiento de agua a través de sus techos. Líquido que pueden utilizar para beber, cocinar y limpiar sus utensilios sin salir de sus hogares.

Cada una de las organizaciones participantes apoyará para instalar las mil 341 cosechas de agua; CAPTAR hará 824, CEDAIN 297 y ECO 220.

Con la intervención de técnicos bilingües, los habitantes de las comunidades beneficiadas de los municipios de Guachochi, Carichí, Urique, Batopilas, Bocoyna, Chínipas y Guazapares, reciben el material y una capacitación para la instalación del sistema.

El material que se dota a las familias que solicitan integrarse al programa, consiste en lámina acanalada, tubos de PVC, un filtro de agua y un tinaco para almacenamiento del agua, con capacidad de 2 mil 500 litros.

Los técnicos bilingües son los encargados de explicar el proceso a llevar a cabo para la instalación y mantenimiento de las mismas. Mientras que las organizaciones sociales supervisan con visitas aleatorias en las comunidades beneficiadas.

El programa ha servido de motivación a los usuarios, quienes han mejorado considerablemente sus viviendas.