Noticias de Chihuahua, Chih., a Sábado 16 de diciembre de 2017

Cargando...
Cargando...

Sigue polémica surgida en Chihuahua por pantallas de Soriana

por El Ágora 1247

Sigue polémica surgida en Chihuahua por pantallas de Soriana

A los compradores que exigieron el respeto al precio mal colocado en el techo de la tienda, no los bajan de abusones, aprovechados, levantados, muertos de hambre

Después del escándalo de las pantallas del Buen Fin, ocurrido en la Soriana Mirador de la Ciudad de Chihuahua, el estado sigue ganando notas en Internet, debido a la polémica ocasionada por la exigencia de un grupo de compradores de la tienda para que les respetaran el precio de diez pesos por pantalla.

A los compradores que exigieron el respeto al precio mal colocado en el techo de la tienda, no los bajan de abusones, aprovechados, levantados, muertos de hambre, etc., sin embargo las redes sociales y los portales de noticias también hacen eco de versiones en el sentido de que una empleada de la tienda fue quien inició el problema.

Por lo pronto el presidente de la Canaco en Chihuahua, Carlos Fierro los empleados de la tienda Soriana en dicha ciudad, además de cientos de ciudadanos a través de las redes sociales, rechazaron y condenaron la actitud de decenas de consumidores, quienes el pasado fin de semana exigieron a la citada tienda.

Durante el conflicto, el gerente de la tienda y personal de la misma explicaron a los consumidores, que se trataba de un error de tipografía, y que la coma parecía un punto, por lo que el precio correcto debía leerse como millares, 10,990 y 6,990, que además era lo más lógico por el tipo de producto.

Sin embargo, los clientes llamaron a Profeco, y al lugar acudió la delegada, Yubia Velázquez, quien obligó a la tienda a vender los aparatos electrónicos en 10 y 6 pesos, con 990 centavos, clausuró el supermercado, e impuso una multa de 4 millones de pesos.

Lo anterior luego que los consumidores se amotinaron en la tienda y cometieron otros delitos, como apropiarse de comida y otros productos sin pagarlos, mientras se resolvía el problema, que duró aproximadamente 12 horas y comenzó desde las 16:00.