Noticias de Chihuahua, Chih., a Domingo 17 de marzo de 2019

Cargando...
Cargando...

Víacrucis, recuperar el ahorro de difuntos

95

Víacrucis, recuperar el ahorro de difuntos

Recuperar las cuentas de las personas que ya fallecieron se podría convertir en un vía crucis, si el difunto no deja sus papeles en regla

Para ello, es primordial fijar con claridad a los beneficiarios en el contrato o bien tener su testamento en orden.

De acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) es importante que una vez que se firma el contrato de la cuenta, la persona determine a sus beneficiarios con nombre completo y el porcentaje que se les va asignar.

Marco Carrera, director de estudios de mercado de la Condusef, destacó que hay casos en los que quien falleció no hizo su testamento y en consecuencia, el trámite para sus deudos puede llevar varios meses.

“Los bancos no pueden entregar los recursos porque hay casos en los que llegan varios hijos o esposas a reclamar el dinero”, agregó.

Especialistas en derecho explicaron que si una persona fallece sin dejar beneficiario en sus cuentas o testamento, para que los familiares puedan recuperar el dinero se requiere iniciar un juicio intestamentario, en los que se cita a comparecer a los parientes más cercanos del difunto. En orden de importancia primero están la esposa e hijos, luego los padres y hermanos. Este tipo de procesos se realiza ante notario y tiene un costo promedio de 20 mil pesos.

El primer paso del juicio sucesorio es el de la declaración de herederos, en donde también se designa a un albacea del intestado, el cual se puede llevar dos meses.

Una vez que se cuenta con esa declaración notarial, los familiares puede acudir al banco a tramitar el cobro del ahorro del difunto. De acuerdo con la Condusef, para recuperar el dinero de las cuentas sin necesidad de tener un testamento, es importante especificar de manera clara a los beneficiarios.
Los trámites

Para iniciar el trámite de solicitud del ahorro, es necesario acudir a una sucursal y llevar el acta de defunción del titular de la cuenta.

En el caso de los beneficiarios, se debe presentar una identificación oficial y si se requiere, el acta de matrimonio o de nacimiento para comprobar el parentesco con el finado.

No hay que olvidar llevar el contrato de apertura de la cuenta bancaria y llenar una solicitud.

Marco Carrera admitió que aún con los papeles en regla, el trámite se puede tardar varios días.

La Condusef insistió en la conveniencia de contratar un seguro de vida. El costo de un prima puede tener un precio desde 267 pesos anuales para mujer o 375 pesos anuales para hombre. La suma asegurada es de 100 mil pesos, hasta la cantidad superior que se desee cubrir.

La dependencia detalló que la clasificación de los tipos de seguro puede ir desde microseguros, que son productos de bajo costo y sobre todo de una cobertura limitada.