Noticias de Chihuahua, Chih., a Viernes 4 de diciembre de 2020

Cargando...
Cargando...

México recuperó la certidumbre; F.C

por El Ágora 122

México recuperó la certidumbre; F.C

«He dicho y reitero que recuperar la seguridad pública de los mexicanos será una batalla larga» Felipe Calderón

Mensaje del presidente Felipe Calderón ante los medios de comunicación, con motivo del primer aniversario de su mandato.

TEXTO ÍNTEGRO

Me da mucho gusto el poder recibirlos el día de hoy para compartir algunas reflexiones sobre este primer año de Gobierno que se ha cumplido este fin de semana.

Vale la pena iniciar recordando que hace un año prevalecía un ambiente de incertidumbre respecto de este Gobierno y sobre todo respecto del rumbo que tomaría el país.

Por eso también mi Administración definió una dirección clara, comenzó a actuar con firmeza para enfrentar y resolver los principales retos de México.

Este año, en mi punto de vista, la mayor amenaza para el futuro del país es la inseguridad pública y el crimen organizado, eso ha quedado confirmado en este año.

Y por eso también pusimos en marcha los operativos especiales, los operativos conjuntos contra el narcotráfico y el crimen organizado, como parte de una estrategia nacional de seguridad, una estrategia integral que incluye acciones orientadas a perseguir a la delincuencia, pero también, y sobre todo, acciones orientadas a prevenir el delito.

Echamos a andar también un Nuevo Modelo de Policía que permitirá profesionalizar y fortalecer los cuerpos policíacos, y la Plataforma México que es la base para el Sistema Único de Información Criminalística con el cual me había comprometido.

He dicho y reitero que recuperar la seguridad pública de los mexicanos será una batalla larga, pero que a pesar de ello hubo avances importantes en este año: la detención de más de 15 mil personas vinculadas al crimen organizado, incluyendo la captura de 20 de los principales capos regionales de distintos cárteles, además hemos logrado decomisos muy importantes de drogas y de dinero en efectivo, entre ellos el decomiso de cocaína y el decomiso de dinero en efectivo vinculado al crimen, más grande, no sólo de México, sino del mundo.

En materia económica también había incertidumbre y si bien es cierto, como he dicho, recibí las finanzas públicas en equilibrio, la recaudación fiscal del país era extraordinariamente baja y los ingresos públicos claramente insuficientes para financiar el desarrollo.

Que en este año, sin embargo, los poderes públicos pudimos ponernos de acuerdo y avanzamos en la solución de fondo de este problema mediante la Reforma Hacendaria y la Reforma al Sistema de Pensiones de los Servidores Públicos.

Como he dicho éste también es un tema que vale la pena ponderar, estamos logrando acuerdos en beneficio del país con el concurso de todas las fuerzas políticas.

Hace un año era impensable el mínimo acuerdo y hoy el Congreso ha procesado reformas cuya trascendencia no se había observado en más de una década en la vida de México.

Como he dicho se rompió el tabú de la incapacidad de los mexicanos para ponernos de acuerdo y procesar nuestros desencuentros y avanzar en las reformas estructurales que el país necesita.

El impulso reformador que se está dando en el país con la concurrencia de muchos actores, también ha comenzado a dar frutos en el ámbito internacional, México ha mantenido una sólida estabilidad económica y ha generado también interés en los inversionistas del mundo.

La inversión extranjera directa que hemos captado hacia el tercer trimestre alcanzó 18 mil 400 millones de dólares, el mayor monto en la historia para un primer año de Gobierno y hemos logrado crear en este primer año, del 1 de diciembre del 2006 al 30 de noviembre de este año, más de 800 mil nuevos empleos netos en el mercado laboral, es decir, más de 800 mil nuevos puestos de trabajo registrados formalmente en el Seguro Social.

El reto que vamos a tener para los próximos años será darle un impulso renovado a la inversión y a la competitividad del país, para ello haremos varias cosas.

Vamos a realizar inversiones históricas en infraestructura, lo cual será posible tanto por la Reforma Hacendaria, como por la confianza que se genera entre los inversionistas para la inversión privada en el país en el sector, con más de 50 mil millones de dólares tan sólo para el próximo año, una cifra récord para México.

También nos vamos a concentrar en reforzar la dinámica del mercado interno, promoviendo cambios y transformaciones en distintos sectores y también impulsando áreas como: la construcción, el turismo, el campo, la vivienda, la energía, las telecomunicaciones y, desde luego, la diversificación de exportaciones hacia otros mercados distintos del mercado americano.

Estamos decididos a que la estabilidad y el crecimiento contribuyan a la construcción de un país más justo.

Por eso vamos a destinar en el 2008 más de un billón cien mil millones de pesos a gasto social, a salud, a educación, a servicios públicos, a inversión social en general.

Hemos puesto en marcha programas novedosos como la estrategia Cien por Cien, para llevar piso firme, drenaje, agua, escuelas, hospitales, caminos, a los municipios más pobres de México.

Hemos impulsado el Programa de Adultos Mayores 70 y Más, que ya beneficia a un millón de personas y que su alcance se extiende el próximo año a poblaciones menores de 10 mil habitantes.

O el Seguro Médico para una Nueva Generación que atiende a más de 700 mil niños.

Las Estancias Infantiles, por otra parte, que echamos a andar en este Gobierno, cubren ya casi cinco mil estancias en todo el país y con más de cien mil beneficiarios menores de edad.

Estamos otorgando actualmente más de seis millones de becas en todos los niveles educativos y para combatir la pobreza estamos sosteniendo una política pública que se concentra en los servicios de salud, en los de educación y en actividades productivas a quienes más lo necesitan.

Por otra parte también hemos avanzando en el tema del cuidado de los recursos naturales, lanzamos la Estrategia Nacional Contra el Cambio Climático, recuperamos como Áreas Naturales Protegidas más de un millón de hectáreas tan sólo en este año, que también son la cifra más alta para un primer año de administración.

Impulsamos como un programa clave para el Gobierno el PROÁRBOL que hace pago de servicios ambientales para la preservación de bosques y selvas en el país y que reciben los ejidatarios, comuneros o pequeños propietarios, un apoyo económico por cuidar el patrimonio ambiental de los mexicanos.

También hemos avanzando con la plantación hacia el mes de noviembre de 207 millones de árboles, y esperamos cerrar con la meta que nos habíamos propuesto de 250 millones de árboles, que es la cuarta parte de la meta mundial propuesta por la Organización de las Naciones Unidas.

En fin, estamos en un balance de este año, y en este año transcurrido hemos afianzado nuestra convicción de que se pueden superar los desafíos del país, que tenemos desde luego todavía importantes retos que enfrentar, pero que habremos de hacerlo con un rumbo claro y definido para México.

En el fondo, México ha iniciado un proceso de transformación que no debe detenerse y que seguiremos impulsando en el 2008 y en los años por venir.

Vamos a seguir impulsando reformas que están pensadas para el futuro, para el largo plazo de México; reformas que miran a nuevas generaciones de mexicanos y su bienestar, y seguiremos enfrentando con decisión y con firmeza los problemas del país, porque sabemos de la enorme responsabilidad histórica que tenemos y sabemos que el futuro de México se decide, en buena medida, en estos años, en los años que tiene por delante esta Administración que ayer cumplió el primero de los seis que la Constitución establece.

Yo les agradezco además a todos ustedes su comprensión a lo largo de este año, la cobertura que han dado a las actividades del Poder Ejecutivo y también la oportunidad de que tengamos este encuentro con ustedes que cubren la fuente de Los Pinos.