Noticias de Chihuahua, Chih., a Lunes 18 de febrero de 2019

Cargando...
Cargando...

Perdonan a acusado de 33 homicidios

1098

Perdonan a acusado de 33 homicidios

Con bombo y platillo lo presentaron como multiasesino, pero al final no le probaron nada

El Estado sobreseyó ayer el único expediente iniciado en el fuero común en contra de un hombre que el año pasado fue presentado como multihomicida, por la Operación Conjunta Chihuahua (OCCH) y la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

A Gerardo Hernández del Real se le acusó públicamente de ser responsable de 25 ataques que costaron la vida a 33 personas, entre éstas el capitán del Ejército Mexicano Alejandro Aranda Valdivieso. Este hecho fue precisamente por el cual se le había ejercido acción penal, pero ayer se retiraron los cargos.

Datos extraoficiales refieren que, a sólo unos cuantos meses de que concluya la presente administración estatal, éste es el primero de varios expedientes contra personas presentadas como multiasesinas por la PGJE y el Operativo, que serán sobreseídos.

En una diligencia realizada ayer en la Octava Sala de la Ciudad Judicial, a siete meses de que Hernández del Real fuera arrestado, un agente del Ministerio Público dijo a un Tribunal de Garantía que no contaba con elementos de prueba en su contra, por lo que solicitó el cierre del expediente.

La solicitud del Ministerio Público fue aprobada por el juez, pues esta autoridad tiene el monopolio del ejercicio de la acción penal y los jueces no pueden ir más allá de lo solicitado por ese órgano.

Datos periodísticos indican que Gerardo Hernández del Real, de 24 años de edad, fue detenido el primero de septiembre por militares destacamentados en esta frontera como parte del OCCH.

En esa fecha, el personal de la Operación Conjunta dio a conocer que, al ser detenido, Hernández del Real tenía en su poder una pistola calibre 9 milímetros con un cargador abastecido con cinco cartuchos útiles, un revólver calibre 38 especial con cinco cartuchos útiles, un teléfono celular y 100 dosis de “piedra”.

De acuerdo con el Operativo, como parte de una investigación realizada por la Subprocuraduría de Justicia en la Zona Norte el detenido confesó ser integrante del Cártel de Juárez o “La Línea”. También se dijo que reconoció pertenecer a un grupo de sicarios que actuaban en el Distrito Babícora en esta ciudad, y haber participado en 25 eventos donde perdieron la vida 33 personas y cuatro más resultaron heridas.

Entre los eventos de relevancia en los se señaló que había participado Hernández del Real, se encuentra el ocurrido en la colonia Infonavit Juárez Nuevo, donde murieron siete personas, así como en el homicidio de Alejandro Aranda Valdivieso de 36 años de edad, capitán segundo intendente del 20 Regimiento de la Guarnición Militar, quien fuera privado de la vida al recibir 20 impactos de bala en agosto del 2009 en el interior del billar y centro de boliche Bol-Bol.

El sobreseimiento dictado ayer a favor Hernández del Real tiene efectos de una sentencia absolutoria, es decir, se extinguió la acción de la justicia y el Estado no podrá volver a acusar a esta persona por los mismos hechos.

Sin embargo, el acusado no recobró su libertad, pues en el fuero federal se le sigue un proceso penal al ser acusado ante el Juzgado Noveno de Distrito, bajo causa penal 159/2009-I, por el delito contra la salud en modalidad de posesión de cocaína con fines de comercialización y la variante de venta.

Otro delito que se le imputa, bajo misma causa, es portación de arma de fuego sin licencia.

Cuando ya se encontraba detenido, el 5 de septiembre, fue cuando un Tribunal de Garantía giró una orden de aprehensión contra Hernández del Real, relativo al ilícito de homicidio calificado cometido en perjuicio del militar Alejandro Aranda Valdivieso.

En el expediente AP/PGR/CHIH/ JUA-IV/1657/2009, se asentó que Hernández del Real fue detenido sobre la avenida 20 de noviembre, de la colonia Margaritas, con 98 envoltorios con cocaína con un peso de 10 gramos, un revólver calibre .38 milímetro, marca S&W, y 5 cartuchos útiles.

El sobreseimiento

El fiscal que pidió el sobreseimiento del expediente de Gerardo Hernández del Real fundó su petición en los artículos 287 fracción II, 288 y 289 del Código de Procedimientos Penales del Estado de Chihuahua.

El apartado 288 establece que “el juzgador a petición del Ministerio Público, del imputado o de su defensor, decretará el sobreseimiento cuando: I el hecho no se cometió o no constituye un delito; II apareciere claramente establecida la inocencia del imputado; II el imputado esté exento de responsabilidad penal; IV agotada la investigación, el Ministerio Público estime que no cuenta con los elementos suficientes para fundar una acusación; V se hubiere extinguido la acción penal por alguno de los motivos establecidos en la ley; VI una nueva ley quite el carácter de ilícito al hecho por el cual se viene siguiendo el proceso; VII el hecho de que se trate haya sido materia de un proceso penal en el que se hubiera dictado sentencia firme respecto del imputado y VIII en los demás casos en que lo disponga la ley”.