34.46°C

Nubes

Chihuahua, Chihuahua



Martes 12 de marzo de 2024

Afirman menores sentirse felices o en paz cuando dejan celulares


Nueva York.- Casi tres cuartas partes de los adolescentes estadounidenses dicen sentirse felices o tranquilos cuando no llevan el teléfono encima, según un nuevo informe del Pew Research Center.

En una encuesta publicada este lunes, el Pew también descubrió que, a pesar de las asociaciones positivas con la ausencia de teléfono, la mayoría de los adolescentes no han limitado su uso del teléfono o de las redes sociales.

La encuesta llega en un momento en que los responsables políticos y los defensores de los niños están cada vez más preocupados por la relación de los adolescentes con sus teléfonos y las redes sociales. El otoño pasado, decenas de estados, entre ellos California y Nueva York, demandaron a Meta Platforms Inc., propietaria de Instagram y Facebook, por perjudicar a los jóvenes y contribuir a la crisis de salud mental juvenil al diseñar deliberada y conscientemente funciones que crean adicción en los niños. En enero, los directores ejecutivos de Meta, TikTok, X y otras empresas de redes sociales comparecieron ante el Comité Judicial del Senado para testificar sobre los perjuicios de sus plataformas para los jóvenes.

A pesar de las crecientes preocupaciones, la mayoría de los adolescentes afirman que los teléfonos inteligentes les facilitan ser creativos y dedicarse a sus aficiones, mientras que el 45% afirma que les ayudan a ir bien en los estudios. La mayoría de los adolescentes afirman que las ventajas de tener un teléfono inteligente son mayores que los perjuicios para las personas de su edad. Casi todos los adolescentes estadounidenses (95%) tienen acceso a un teléfono inteligente, según Pew.

La mayoría de los adolescentes afirma que los teléfonos inteligentes facilitan un poco o mucho a las personas de su edad la realización de aficiones e intereses (69%) y la creatividad (65%). Cerca de la mitad (45%) afirma que estos dispositivos han facilitado el rendimiento escolar de los jóvenes.

La encuesta se realizó entre el 26 de septiembre y el 23 de octubre de 2023 entre una muestra de mil 453 parejas de adolescentes con un progenitor y tiene un margen de error de más o menos 3,2 puntos porcentuales.

Estos son algunos de los resultados de la encuesta:

 Aproximadamente la mitad de los padres (47%) afirma limitar el tiempo que su hijo adolescente puede estar al teléfono, mientras que una proporción similar (48%) no lo hace.

 Aproximadamente 4 de cada 10 padres y adolescentes (38% cada uno) afirman que, al menos en ocasiones, discuten sobre el tiempo que sus hijos pasan al teléfono. El 10% de cada grupo afirma que esto ocurre a menudo, siendo los hispanoamericanos los más propensos a decir que discuten a menudo sobre el uso del teléfono.

 Casi dos tercios (64%) de los padres de adolescentes de 13 a 14 años dicen que miran el teléfono inteligente de sus hijos adolescentes, en comparación con el 41% entre los padres de adolescentes de 15 a 17 años.

 El 42% de los adolescentes afirma que los smartphones dificultan el aprendizaje de buenas habilidades sociales, mientras que el 30% afirma que lo facilitan.

 Aproximadamente la mitad de los padres afirmaron que pasan demasiado tiempo con el teléfono. Los padres con ingresos más altos son más propensos a decir esto que los de ingresos más bajos, y los padres blancos son más propensos a decir que pasan demasiado tiempo con el teléfono que los padres hispanos o negros.